La Vía 40 ya tiene nombre. Se llama VÍA FRANCÍGENA

Cumplir los 40 en Roma. ¿Porqué no? Es buena idea sobre todo si se llega andando a través de la VÍA FRANCÍGENA. Se trata de la columna vertebral de Europa. Casi 2000 kilómetros en tres meses andando por la mitad de Europa. Pensamos en destinos muy lejanos para los grandes viajes. Yo pienso en un viaje que cambie al viajero. Y éste saldrá de Canterbury en  Inglaterra. Lugar desde el que salío Sigerico hacia Roma andando hace más de mil años, y eje fundamental de los caminos europeos que van a Roma. Porque sigue siendo cierto que “todos los caminos conducen a Roma“.

El viaje atravesará toda Francia, Suiza y más de media Italia hasta llegar al mismísimo Vaticano en donde de nuevo el viajero realizará una visita a los fabulosos baños custodiados por la Guardia Suiza para que todo vaya a su sitio.

Mapa de la Vía Francígena de Canterbury a Roma

Mapa de la Vía Francígena de Canterbury a Roma

Anuncios