Entrevista con Massimo Tedeschi, presidente de la Asociación Europea de las Vías Francígenas (AEVF)

logoviafrancigenaEl presidente de la AEVF responde a algunas preguntas y responde a algunas afirmaciones de Adelaide Trezzini, presidenta de la AIVF entrevistada en este mismo sitio.
(Leggere qui la intervista e risposta in italiano)

AVFE: ¿Qué es la Asociación Europea de las Vías Francigenas? ¿A qué se dedica?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): AEVF es la  “Asociación Europea de las Vías Francígenas” constituida el 20 de abril de 2001 en Fidenza por un grupo de alcaldes italianos previsores que intuían la importancia de la Francigena bien desde el punto de vista histórico-cultural como del turístico-económico. La AEVF se dedica a la valorización del itinerario de Sigerico, 2500 kilómetros de Canterbury a Roma y, ahora, hasta en la Puglia para que las instituciones públicas hagan practicable con seguridad todo el camino y lo provean, con la ayuda de operadores privados, de todos los servicios útiles para caminantes y peregrinos.

AVFE: ¿Qué es para vosotros la Vía Francígena? ¿Cuál es su futuro?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): La definición exacta de Vía Francigena es: “Itinerario cultural del Consejo de Europa.” Y para mí son importantes cada una de las tres palabras contenidas en la definición:

  • Itinerario, porque es un camino que debe lentamente hacerse a pie, aunque eso no tiene que ser ninguna obligatoriedad;
  • Cultural, porque recorre una parte importante de la historia de Europa y es puente de culturas y valores;
  • Europa, porque sustenta los valores humanísticos europeos, de democracia, de tolerancia, de integración, que han dejado huella en el mundo. La Via Francigena es antigua pero al mismo tiempo moderna ya que las personas quieren caminar y practicar un turismo slow, conocer los lugares de la historia y vida de otros pueblos.

AVFE: ¿Porqué hay tantos problemas de entendimiento, sobre todo en Italia, entre diferentes asociaciones personas y tendencias por el verdadero recorrido de la Vía Francigena y otros temas polémicos?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): Internet enfatiza los problemas. Por lo que los problemas de uno parecen los problemas de muchos. Pero no es así. Los problemas de algunas personas están sólo en ellos. La AEVF, red portadora del Consejo de Europa, acoge a instituciones públicas, asociaciones de voluntarios y caminantes europeos y por ello son numerosos los momentos de confrontamiento y discusión. Sólo cito las últimas asambleas: aquella de las asociaciones del 15 de julio en Florencia, convocada por la Asociación Toscana de la Vía Francigena, la del 7 de septiembre en Orio Litta, Asamblea general de la AEVF. A estas les seguirán otra de las asociaciones el 30 de noviembre en Campagnano de Roma y a otra asamblea que se desarrollará el 19 de octubre en Foggia. Cierto es que lugares y ocasiones no faltan para poner sobre la mesa seriamente los problemas y también para criticar. Otra cosa es la ofensa y la difamación por Internet que no tiene nada que ver con el espíritu francígeno que es ante todo un espíritu de respeto de todos.

AVFE: ¿Para quién es la Vía Francígena y las antiguas rutas: para los peregrinos, viajeros, viajeros, turistas…?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): El itinerario cultural de la Via Francigena está hecho para todos: caminantes, peregrinos, turistas. No es sólo un itinerario en cuanto al camino; no es sólo un itinerario de peregrinación; no es sólo un itinerario turístico. Es todas estas cosas a la vez. Cada persona tiene ser libre de recorrer la Francigena como mejor crea, respetando a los otros. Y nadie puede quedarse con el derecho de criticar el modo con que otros recorren el Francigena.

AVFE: ¿Qué es lo mejor y lo peor que te ha ocurrido tras conocer la Vía Francígena?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): Entre las cosas mejores es el interés y el incremento continuo de caminantes, peregrinos y turistas sobre la Francigena. Y la confirmación de que la intuición de hace 12 años fuera exacta. Lo peor es que, de vez en cuando, brota alguien que quiere “apoderarse” de la Vía Francigena, excluyendo a los otros. Pero por suerte, eso es neutralizado pronto por los mismos caminantes y peregrinos.

24 mar 12 - Massimo Tedeschi en marcha por la Via Francigena en Francia en Coublanc (Champagne-Ardenne, límite con Franche-Comté) con el alcalde Michel Petit

24 mar 12 – Massimo Tedeschi en marcha por la Via Francigena en Francia en Coublanc (Champagne-Ardenne, límite con Franche-Comté) con el alcalde Michel Petit

AVFE: ¿Vía Francígena o Romea? ¿Cuál es el mejor nombre?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): Hoy el nombre “Via Francigena” se ha hecho tan importante y conocido que será difícil que vaya a menos, aunque tenemos fijarnos en el contenido de las cosas y no en los nombres.

AVFE: ¿Qué interés puede tener la Vía Francígena para los españoles?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): Mucho interés porque tanto en la Via Francigena como en los Caminos de Santiago, lo central son las metas: Santiago de Compostela, Roma, Canterbury, Jerusalén. Son grandes metas espirituales y de cultura religiosa para muchas personas en Europa y en el mundo. Tenemos que animar por tanto a las personas a recorrer las vías que conducen a todas aquellas metas.

AVFE: ¿Has caminado por la Vía Francigena u otros caminos similares
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): Incluso con el poco tiempo del que dispongo (cuando esté jubilado lo haré mejor) he caminado en muchas ocasiones por muchos trayectos de la Francigena: Kent, Champagne-Ardenne, Franche-Comté, Canton Valais en Suiza, Emilia, Toscana, Lacio, Puglia…

AVFE: ¿Qué queda hoy de la antigua Vía Francigena?
MASSIMO TEDESCHI (AEVF): La sugestión y el gran valor simbólico de recorrer no sólo la geografía de los territorios sino también la historia de aquellos territorios del occidente europeo y los pueblos que ellos han habitado. Historia de los pueblos europeos que es parte importante de la Historia del hombre.
_________________________________________

Respuesta de Massimo Tedeschi a la entrevista de Adelaide Trezzini, presidenta de la AIVF.

(Leggere qui la intervista e risposta in italiano)

Las afirmaciones de Adelaide Trezzini, presidenta de la Asociación Internacional de la Vía Francigena (AIVF), al respecto de la AEVF contenido en la entrevista a Vía Francigena España, necesitan las siguientes aclaraciones.

1. AEVF no es una Asociación “política.” Sino exactamente lo contrario: AEVF es una Asociación “apolítica” sin fines lucrativos constituida en 2001 por instituciones públicas, Ayuntamientos, Provincias, Regiones, y asociaciones. Los representantes electos de las instituciones y las asociaciones, adherentes pertenecen a todas las formaciones políticas y en las reuniones de la Vía Francigena no se habla nunca de política ya que el objetivo es sólo el de realizar y promover la Vía Francigena con el concurso de todos los miembros del territorio.

2. Según Trezzini, la AEVF “recibe y distribuye el dinero recibido por el Ministerio Italiano de Bienes Culturales, y también de las Regiones italianas que han dado mucho dinero.” Basta con leer las rendiciones de cuentas anuales de la AEVF, si no se tiene el tiempo de participar en las asambleas sociales convocadas a tal propósito, para aprender que la AEVF y el Ministerio Italiano de Bienes Culturales estipularon en los tres años 2009, 2010 y 2011 “Acuerdos de Valorización”, según la norma de la ley italiana, para la realización de actividades y proyectos, puntualmente declarados.

La AEVF vive de cuotas anuales de adhesión de los mismos socios, (una media de 1.000€ entre entes pequeños y entes grandes) y de los proyectos conseguidos a través de los concursos públicos de la Comisión Europea, a los cuales pueden participar todos los sujetos públicos y privados de la Unión Europea dotados de una necesaria profesionalidad, o asignados para desarrollar actividades especificadas en los estatutos. No hay que olvidar nunca que la AEVF a diferencia de AIVF y de todas las otras Asociaciones, es la única Asociación que reúne, como solicita el Consejo de Europa, instituciones públicas y asociaciones de voluntariado, de carácter público y privado, y es por ello que la AEVF y no la AIVF u otras Asociaciones, son el único titular, desde 2007, de la capacitación de red portadora del Consejo de Europa del Itinerario Cultural de la Via Francigena.

3. No es de mi conocimiento los “muchos millones de euros que llegan de la UE” (citado por la presidenta de la AIVF) ni tampoco si “muchas asociaciones también nacen con la esperanza de recibir algo” y tampoco se me ha dado a conocer el balance AIVF ni lo que puedan recibir en cuanto “asociación de derecho suizo que se autofinancia con sus publicaciones y adhesiones de miembros.” Me permito sencillamente recordar a quien se nutre de “esperanzas” de recibir algo que la participación en los concursos públicos de la Comisión europea es libre, con la condición de provenir de Estados miembros UE, y de que solicita proyectos válidos y con gran profesionalidad de quien a ellos se presenta. Hace falta por tanto ser capaz de ello. Y la capacidad se construye con empeño y estudio, no con palabras.

4. Trezzini habla de.”.. acontecimientos gastro-económicos, congresos en Europa esponsorizados por el Queso Parmesano y jamón de Parma.” Se sabe que el Consorcio del queso Parmesano-Reggiano es desde hace tiempo patrocinador de la “Revista Francigena and the pilgrimage Ways” de la Editorial Guidotti, no de la AEVF. Y sobre las presentaciones que se desarrollan anualmente en muchas ciudades europeas, recuerdo que es importante y compartido el objetivo y deber de todas las instituciones públicas (Consejo de Europa, Comisión Europea, Gobiernos nacionales, regionales, locales) de dar una perspectiva de ocupación laboral a los jóvenes y de desarrollo de los territorios que también atraviesa la Vía Francigena con proyectos de valorización de productos de excelencia, sean agrícolas, comestibles, de artesanía, de micro-economía y turismo sostenibile. La complejidad de este objetivo, que repito es también deber institucional, evita evidentemente a quien no se mide con instituciones y comunidades locales.

5. Afirma Trezzini que “muchas asociaciones tratan de hacerse conocer haciendo alguna iniciativa a través de la Vía Francígena y se hacen inscribir como “AMIGOS de la AEVF.  En su página, en 2013 hay una lista larguísima.”  Es condición para adquirir status de Amigo de la Asociación de la AEVF, desarrollar alguna actividad para la Vía Francigena y compartir los objetivos estatutarios de la AEVF. Ningún otro. Ninguna ingerencia de nadie hacia nadie. Espero por lo tanto que la lista de las Asociaciones de voluntarios amigos de la AEVF sea aún más larga, señal de interés y trabajo por la Vía Francigena. Y esto espero que no le disguste a nadie, y tampoco a la Presidenta de la AIVF.

Todo esto lo hago por corrección y precisa aclaración. Insisto en todo caso en el intento de colaboración con la AIVF y con todas las Asociaciones de voluntarios que quieran relacionarse correctamente con la AEVF y con las instituciones que ella representa. Concluyo compartiendo plenamente, la llamada a las palabras del bueno de Giovanni Favari : “no quién comienza sino quien persevera.”

Massimo Tedeschi
Presidente de la Asociación Europea de las Vías Francígenas (AEVF)

6 abr 13 - Massimo Tedeschi en marcha por la Via Francigena en Suiza por Martigny y Bovernier con Jospeh Roduit, abad de St-Maurice.

6 abr 13 – Massimo Tedeschi en marcha por la Via Francigena en Suiza por Martigny y Bovernier con Jospeh Roduit, abad de St-Maurice.

Anuncios